Nakrasana-El Cocodrilo.

-El Cocodrilo es una asana que gusta mucho a los pequeños por la posibilidad de movimiento por la sala, sintiéndose sin dudarlo un  reptil más. La posibilidad que da esta asana para desplazarse sobre el cuerpo, moverse a los lados, y así fortalecer brazos y piernas es genial.

 Muy movilizadora también para adolescentes y adult@s, que cada sesión sienten como el cuerpo responde al pedido de movimiento: fuerza, equilibrio, resistencia, flexibilidad, entre otras cualidades físicas puestas en cada asana; constancia, perseverancia, conciencia, paciencia también entre otras puestas al servicio de ser!