Chakravakasana-El Pájaro de Sol.


  Esta asana, Chakravakasana-Pájaro de Sol, muchas veces considerada una variación de Bitilasana, es una postura que provee fuerza, equilibrio y persistencia en su realización.

  La musculatura de la espalda se fortalece, alínea y extiende, los abdominales se mantienen activos con el consecuente fortalecimiento y esto favorece los órganos internos, la musculatura pélvica se tonifica y las extremidades superiores e inferiores también se ven favorecidas en su extensión y tonificación.

  L@s grandes disfrutan estirando su cuerpo y sintiendo el desequilibrio se esfuerzan por avanzar en la asana.

  L@s pequeñ@s juegan, se mueven y descubren su cuerpo con cada intento de elevar pierna, brazo, mirar arriba y abajo… 

  ¡Disfrutar es invaluable!